Skip to main content

Entrevista: “El esfuerzo es lo que te lleva a la victoria” | Así se vive el Premio LIDERA

Entrevista: “El esfuerzo es lo que te lleva a la victoria” | Así se vive el Premio LIDERA

El Premio LIDERA motiva los conocimientos y talentos de los alumnos de Prepa Anáhuac. Como cada año, la comunidad de Prepa Anáhuac México campus Maddox logró varios campeonatos en diferentes categorías. Ejemplo de esto son los alumnos de sexto grado Ari Castro, segundo lugar en Líderes Hablan – Español, y Luisa Illescas y Julián Cisneros, quienes ganaron la categoría de Robótica. En esta entrevista nos cuentan su experiencia y los aprendizajes que les dio su participación.

 

¿Qué categoría ganaron en el Premio LIDERA? ¿Fue su primera participación?

Ari: Gané segundo lugar en Líderes Hablan en Español. Fue un proceso largo, desde primero de preparatoria participé en el Premio, pero no sé si lo consideraría exitoso, fue más una novatada, no sabía cómo era la dinámica. Tienes que preparar tu discurso en una hora, practicarlo y aprendértelo, requiere mucho esfuerzo. La primera vez me ayudó a conocer cómo era el premio, el orden que se lleva, de qué temas pueden tratar los discursos, etcétera.

 

Pero esta vez me sentí más segura, trabajé con mi maestra de Español todo el año, entonces desde que fueron las pruebas y desde que me seleccionaron como representante de la escuela empezamos a trabajar un poco más. En las clases ella me daba la hora para que hiciera un discurso y después presentárselo a mis compañeros, también tuve que tratar distintos temas, desde Economía hasta Ética y Valores. En Líderes Hablan tenemos que elegir un rol, puede ser de líder periodístico, moral, legislador, yo elegí ir como periodista y también tuve que aprender qué hace un periodista y cómo tienes que expresar tu opinión. De forma resumida, así fue como me preparé, además de tomar clases con un maestro particular.

 

Luisa: Nosotros participamos en la liga de Robótica, en la categoría de Reto sorpresa. Ganamos primer lugar. En mi caso, este fue el cuarto año en que participo en la Liga de Robótica. Al igual que Ari, fue un proceso. El primer año en que participé fue en segundo de secundaria y no quedé en un buen lugar. En primero de prepa avancé, en segundo no hubo concurso, pero también estuve en el equipo de Robótica, y finalmente en tercero de preparatoria logramos ganar.

 

Para mí fue una experiencia muy enriquecedora, me ayudó a encontrar mi vocación, voy a ser ingeniera. Aprendí a programar en Python y en años pasados tuvimos que aprender un poco sobre mecánica, porque nosotros armábamos el robot, porque eran concursos físicos.

 

Julián: En mi caso, fue la segunda vez que competí, en segundo de preparatoria estuve en el equipo pero no hubo competencia, y en tercero, esta, fue la vez que ganamos. Esto también me ayudó a escoger mi carrera, voy a estudiar Ingeniería en Software, y tiene cierta semejanza con el concurso.

 

¿Cuáles son las diferencias del Premio LIDERA en presencial y a distancia, además de las ventajas que cada formato tiene?

Julián: Yo nunca participé en el LIDERA de forma presencial, pero me hubiera gustado poder hacerlo así. Aunque también me gustó que fuera desde mi casa porque me sentí más cómodo, ya que pude programar con mis cosas en mi espacio, eso me gustó bastante.

 

Luisa: En mi caso, en años anteriores participé en otros concursos de LIDERA, pero la liga de Robótica presencial era una experiencia encantadora. Porque estás con todos los equipos y la adrenalina aumenta, pero eso no se siente por completo desde tu computadora. Además, los equipos en presencial eran más grandes, de cuatro personas, obviamente nos ponían tareas más difíciles, por ejemplo, armar dos robots. Justo en los dos años que participé de forma presencial fui capitana y me tocó manejar los robots.

 

Es una experiencia increíble porque se escuchan las porras y todos te están gritando. Al compararlo con la versión en línea, a mí me encantaba hacerlo presencial. Pero como dijo Julián, la ventaja de hacerlo así es que es más cómodo programar un robot desde tu silla, tu escritorio y tu computadora. Mientras que en presencial te daban una mesa chiquitita, aparte tenías los robots y las computadoras en las piernas.

 

Ari: Extrañé hacerlo presencial porque también impone llegar a un auditorio y tener que hablar con distintas personas. Aparte podía conocer a personas de otros países y de otros estados. Eso era muy enriquecedor, saber que los otros compañeros están pasando por la misma situación y que de alguna manera entre nosotros nos apoyábamos, nos aplaudíamos. No es lo mismo hacerlo directamente en una pantalla que viendo a muchas personas en un auditorio. Pero también creo que tuvo sus ventajas: soy una persona muy bajita, entonces para mí, poder dar este discurso sin tener esa presión de manejar tanto mis movimientos, me ayudó a expresarme mejor, y a concentrarme más en mi discurso. También tuve que tomar en cuenta hasta dónde abarcaba la cámara, el tono de voz. Aparte de encontrar un lugar en mi casa que tuviera una pared blanca en la que pudiera estar, eso fue muy complicado, porque tuve que hacer pruebas de audio y espacio. Por ejemplo, con varias compañeras noté que cuando daban un paso adelante, se les cortaba la cabeza. Incluso tuve que practicar con mi familia, el cómo nos íbamos a manejar ese día en el uso de internet, en qué parte lo iban a ver ellos para que no hubiera problemas con el micrófono.

 

Yo creo que fue hasta cierto punto bueno hacerlo de forma virtual porque nuestros compañeros normalmente no están muy habituados a ver estos concursos, cuando lo hacíamos de manera presencial, solo íbamos los que éramos participantes, y entre nosotros nos apoyábamos, pero aquí nuestros compañeros comprendieron un poco más qué hacíamos dentro del concurso; yo pude entrar a ver a Luisa y a Julián, a otros compañeros que también participaban. Entonces fue una oportunidad para todos para conocer mejor el Premio.

 

2

 

¿Esta experiencia les ayudó a definir la carrera que van a estudiar?

Ari: Honestamente, el Premio LIDERA me ayudó mucho a elegir mi carrera. Voy a estudiar mercadotecnia. También me ayudó a tener confianza en mí misma y ver mi avance, que de primero de prepa que fue un año muy complicado por aquello de adecuarme al concurso y a las reglas, a este año que me sentí más confiada. Ahí dije: “Sí tengo que estudiar algo en lo que tenga que convivir más con personas y pueda seguir este trabajo de hablar en público.”

 

Luisa: En mi caso sí cambié. Antes estaba muy decidida a estudiar Comunicación y Periodismo, pero empecé a participar en las ligas de Robótica y me ayudaron a darme cuenta de que yo quería una ingeniería, sí o sí. En un inicio no estaba muy segura de qué ingeniería, pasé por todas las que se pueden imaginar, desde Nanotecnología hasta Química, todas, también Mecánica, al final me decidí por Ingeniería en Transformación Digital de Negocios, pero hasta la fecha pienso en Robótica porque, en serio, los concursos me hicieron enamorarme de la robótica.

 

Julián: En mi caso también influyó. Antes quería estudiar Medicina, pero desde que me esforcé mucho para entrar a Robótica en segundo de preparatoria, me aceptaron en el equipo y que fui capitán, me gustó mucho la experiencia de aprender a programar o generar software. Eso me hizo decidirme por Ingeniería en Software.

 

¿Cuánto tiempo dedicaron en total para prepararse para el Premio LIDERA?

Julián: En nuestro caso nos apoyó el maestro de Robótica y tuvimos dos o tres meses intensivos para prepararnos. Todos los días, varias horas, estábamos con el profesor y la verdad también creo que la escuela nos apoyó mucho. Por ejemplo, en los últimos días, los maestros te dejan faltar a sus clases para entrenar, y eso me gustó mucho.

 

Luisa: Desde las clases fuimos aprendiendo el lenguaje de Python, pero en los últimos dos o tres meses prácticamente nos conectamos diario como dos o tres horas con el profesor. Siempre he dicho que durante las clases de Robótica aprendí muchísimo, pero fue durante la preparación para los concursos donde aprendí el doble. Obviamente tiene que ver con el tiempo invertido, también porque profundizábamos más y a diferencia de otros años, fuimos aprendiendo de las experiencias de otros premios y dedicamos más a esta preparación, corregimos errores y al final creo que logramos este objetivo.

 

Ari: Yo creo que desde el primer año que vas comienzas a prepararte para los demás. Después del primer año que fui tenía en mente regresar y hacerlo mejor. Entonces fue empezar a trabajar en mí misma, en cómo me expresaba, en mi vocabulario, trabajar todo. El primer año tuvimos un maestro distinto que en segundo y tercero, pero con él aprendí mucho a cómo estructurar mi discurso. Entonces considero que la preparación ha sido de más de un año, no es un trabajo de solo un semestre, el trabajo es desde las clases. Aparte interviene toda la escuela, porque no solo te apoya el maestro, también las coordinadoras, los maestros de otras clases que te dan oportunidad de usar su hora para prepararte para el discurso, y los compañeros que te prestan apuntes y te ayudan con los trabajos. Es un trabajo de comunidad.

 

¿Cómo vivieron la final de su categoría?

Ari: Fue toda una experiencia. Estaba actualizando la página cada tres segundos para ver si ya habían salido los finalistas de Líderes Hablan y salían todos menos esa categoría. Entonces me puse a hacer otras cosas para distraerme, y estaba en un Zoom con unas amigas, cuando una me preguntó si ya había revisado Insta, y yo: “no”. Ahí me dijo que había pasado. Fue un mar de emociones, le avisé a mi familia, le mandé mensaje a todo mundo, a mi maestra que fue la que me estuvo apoyando. Tampoco pude dormir porque no podía tranquilizarme y empecé a mentalizarme a hacer lo mismo que en la semifinal: el tema que me toque, está bien. Ese día me levanté dos horas antes del concurso y, como soy muy inquieta cuando estoy nerviosa, subía y bajaba las escaleras. Pobre de mi familia, porque a todos los levanté, hasta a mi perrita tuve que buscar dónde dejarla para que no se atravesara en la cámara. Repasé mi discurso muchísimas veces, también hice cambios tres minutos antes de pasar. Al final lo disfruté.

 

Luisa: Para el concurso de Robótica tienes que estar conectado desde las 7 de la mañana y de ahí empieza a las 8 y termina hasta las 12. Nos conectamos a una sesión de Teams, entonces por ahí hablaba con Julián, uno de nosotros compartió pantalla para enseñar la programación. Tuvimos que programar dos robots de tipo carrito y un dron, yo me encargué de programar los robots carrito y Julián el dron. Nos íbamos avisando de nuestros avances. Sí fue un poco complicado, porque a veces quisieras estar junto a tu compañero para decirle algo, pero encontramos la manera de comunicarnos.

 

Sobre las emociones, tenía la adrenalina a tope. Las primeras dos horas se siente todo tranquilo, pero en la última hora es cuando de repente quieres cambiar lo que ya hiciste, pero tienes que aprender a decir ya. Nos tocó presentar nuestro reto en segundo lugar, y sí estábamos un poco preocupados porque al primer equipo no le fue muy bien. Una vez que pasamos nosotros no nos pudimos desconectar porque seguimos viendo a los demás equipos. Al final del día, aunque no nos dieron los resultados inmediatamente, sabíamos que habíamos ganado. Nos sentimos muy felices, fue gratificante.

 

Julián: Me gustó que llegáramos temprano porque fuimos de los primeros en conectarnos a la sesión. En la competencia siento que tuvimos una buena comunicación y de hecho, tuvimos buena planificación de lo que íbamos a hacer. Nos dimos diez minutos para ver cómo íbamos a resolver el reto, y luego fuimos resolviendo cada uno. Acabamos todos los retos en tres horas, y en la última hora hicimos un cambio, aunque fue un poquito arriesgado, pero nos ayudó bastante para poder ganar. De las emociones, estaba muy nervioso, lo que me ayudó a bajar esos nervios fue la planificación del tiempo. Como dijo Luisa, sabíamos que íbamos a ganar porque fuimos checando los puntos de los competidores, y eso al final del día me dio más tranquilidad.

 

2

 

¿Qué aprendieron de los otros finalistas? ¿Pudieron compartir contactos?

Julián: En general no pudimos contactarnos con nuestros competidores, pero compartí con un amigo de otra escuela lo que hice, y él me compartió cómo lo hizo. Checamos dónde lo había hecho mejor cada uno y eso me gustó bastante, porque era lo que quería del premio presencial, convivir con los otros concursantes.

 

Luisa: El concurso de Robótica es de estrategia, y a la hora de ver a los otros equipos te das cuenta de que todos pensamos diferente. Ves equipos que toman rutas distintas y te pones a pensar si esa era una mejor estrategia, pero me llevo el aprendizaje de que todos resolvemos las cosas de diferente forma. Todos los equipos teníamos el mismo objetivo, en nuestro caso era apagar un edificio que estaba en llamas. Al ver las otras maneras en que los otros resolvieron el reto aprendes de sus estrategias y técnicas. Yo creo que ellos también aprendieron de lo que nosotros hicimos.

 

Ari: Todos los que pasaron se veían muy seguros de sí mismos. En la final vi compañeras de los primeros años de prepa y estaba impresionada de su talento. Si ya en primero son así, no me quiero imaginar en tercero porque van a ser competidoras de otro nivel. Vi niñas que manejaban diferentes intensidades en su discurso, al principio eran más agresivas, empezaban con datos y argumentos, otras eran más emocionales. También tuve la oportunidad de intercambiar algunos mensajes con ellas al final, nos felicitamos y sí hubo una que otra niña a la que le me mandé mensaje directo, así de “me gustó mucho tu discurso”. Eso es parte de lo que más rescato del Premio.

 

¿Qué aprendizajes personales te dio el Premio LIDERA?

Ari: El primer año que fui lo hice completamente sola, mis papás no pudieron acompañarme. Entonces lo primero que aprendí es que puedo ser más independiente. También aprendí a reconocer el trabajo de los demás, porque en años anteriores cuando platicaba con compañeras de Chile o de Mérida y me comentaban cómo se habían preparado, vi que aunque el concurso es individual, siempre requiere un trabajo en comunidad. También aprendí que cada trabajo tiene su recompensa y siempre tengo el apoyo de mis compañeros y familia, hasta mi abuelita aprendió a usar la plataforma para no perdérselo. Recibí mucho amor en el Premio LIDERA.

 

Luisa: Lo principal es el trabajo en equipo. En otros años participé en Debate y Transcending Science, además de Robótica, y en todos aprendí a trabajar con otras personas para llegar a un mismo objetivo, generar acuerdos, mezclar nuestros pensamientos y opiniones. Específicamente de Robótica, me llevó la lección de perseverar. Muy fácilmente pude haberme rendido la primera vez que participé y no me fue bien, pero hice lo contrario, aprendí que no vale la pena rendirse, es mejor aprender de los errores y volverlo a intentar.

 

Julián: Siento que cosechas lo que siembras porque antes de la competencia nos preparamos bastante. En general el esfuerzo es lo que te lleva a la victoria, me quedo con eso. También con todo el apoyo que tuvimos de la escuela, como dijo Ari, mis compañeros me mandaron mensajes y nos apoyaban. Otra cosa es estar seguro de mí mismo, porque antes de la competencia no tenía la confianza de poder ganar, pero en la competencia Luisa me dijo que tenía que confiar más en mí y cuando lo hice, mejoré y eso nos hizo desempeñarnos mejor.

 

Agradecemos a Ari, Julián y Luisa por su tiempo para esta entrevista y contarnos cómo ha sido su experiencia en el Premio LIDERA. ¡Les deseamos éxito en la universidad!

 

Tú También Puedes Ser Parte De Esta Experiencia

¿Quieres poner a prueba tus conocimientos en el Premio LIDERA? Sé parte de Prepa Anáhuac y tendrás la oportunidad cada año de presentarte a diferentes categorías o especializarte en una para medir tu avance. Lo mejor de todo es que los ganadores de cada competencia obtienen un porcentaje de beca para seguir estudiando en la Universidad Anáhuac. Prepa Anáhuac te ofrece las mejores herramientas para que sigas tu camino al éxito. Haz lo que quieras ser. Hazlo con Prepa Anáhuac.

 

Prepa Anáhuac Chihuahua

Prepa Anáhuac Culiacán

Prepa Anáhuac Durango

Prepa Anáhuac Mérida

Prepa Anáhuac CDMX campus Cumbres

Prepa Anáhuac CDMX campus Maddox

Prepa Anáhuac CDMX campus Oxford

Prepa Anáhuac Monterrey campus Cumbres

Prepa Anáhuac Monterrey campus San Agustín

Prepa Anáhuac Morelia

Prepa Anáhuac Oaxaca

Prepa Anáhuac Puebla

Prepa Anáhuac Querétaro

Prepa Anáhuac San Luis Potosí

Prepa Anáhuac Toluca

Prepa Anáhuac Veracruz campus Córdoba

Prepa Anáhuac Veracruz campus Xalapa